Insight

Salvar la brecha entre el prototipado y la producción

Your masterclass in product design and development

 

Serie de vídeos Insight de Protolabs

Los vídeos de la serie Insight de Protolabs le serán de gran ayuda para conocer todos los secretos de la fabricación digital.

Regularmente publicaremos un nuevo vídeo con información detallada sobre cómo diseñar mejores piezas. En ellos trataremos temas específicos, como la elección del material adecuado para la impresión 3D, la optimización del diseño para el mecanizado CNC y los acabados de superficie de las piezas moldeadas.

Así que únase a nosotros y no se lo pierda.

 

Insight: Salvar la brecha entre el prototipado y la producción

21.02.20

Transcript

Hola, bienvenido a la serie de vídeos Insight de Protolabs. 

¿De qué tratan los vídeos de Insight? Queremos ayudarle a diseñar mejores piezas para la fabricación digital. Los vídeos contienen consejos prácticos con los que se ahorrará tiempo y dinero.

Regularmente publicaremos uno. Si se lo pierde algún día porque sale antes del trabajo para disfrutar del fin de semana, no se preocupe porque los encontrará todos aquí cuando quiera ponerse al día.



Sin más dilación, veamos el primer tema.

Hoy vamos a hablar de cómo los moldes piloto te pueden ayudar a lanzar los nuevos productos semanas antes que con los moldes convencionales. Y no solo eso, los moldes piloto también te permiten probar los productos en la vida real, con clientes reales, y hacer los ajustes necesarios rápidamente a un coste mínimo.

Igual que sucede con los desarrolladores de software, un producto se puede perfeccionar de forma rápida y económica a partir de la experiencia de miles de clientes. Dejando a un lado los grupos focales y los estudios de mercado, la pregunta es: ¿cómo funciona el producto en la vida real? 

Al final, es lo más importante.

Veamos cómo podemos hacer realidad todo esto.

Empecemos por el principio. El desarrollo de un producto suele comenzar el día se te enciende la bombilla y apuntas apresuradamente la idea en cualquier parte antes de que se le olvide.

Te falta tiempo para abrir el programa de CAD, crear el diseño y explicárselo a tus compañeros.

Después de lo que parece una eternidad, ya estás listo para hacer un prototipo y reunir a los grupos focales para conocer la opinión de los clientes.

You are burning to get this product into the market before the competition. En ese momento solo piensas en lanzar el producto al mercado antes que la competencia. Cada retraso se te hace una montaña, porque sabes que el producto podría ser un superventas.

¿Qué sucede tras prototiparlo y hacer un par de ajustes en el diseño?

Mientras tanto, uno de los integrantes de tu equipo de diseño ha fichado por la principal empresa de la competencia. Ahora sí que se produce una verdadera carrera contrarreloj.



¿Cómo acelerar el proceso para ser los primeros en comercializar el producto?

Supongo que una opción sería realizar el desarrollo y la fabricación en paralelo, y empezar los moldes de producción con tiempo.  Pero, ¿qué ocurre si los comentarios de los clientes obligan a hacer cambios en el diseño? Es posible que haya que volver a diseñar el molde, y esto tendría un coste aún superior y acabaría retrasando el proceso de todos modos.

No es una decisión fácil, porque en el mercado actual la rapidez tiene premio.

La respuesta la tienes delante.

Ya sabes que el moldeo rápido por inyección para crear prototipos reduce el coste y acorta los plazos del diseño de piezas de plástico. Si los moldes se fresan a partir de aluminio y no de acero, el proceso es más rápido y económico.

¿Por qué no ampliar este proceso y salvar esta brecha entre el desarrollo y la fabricación?

Aunque el moldeo rápido por inyección no es idéntico a los moldes tradicionales, se parece lo suficientemente para solucionar algunos problemas. De entrada, acelera el lanzamiento hasta que estén listos los moldes de acero semanas o meses más tarde.

Veamos las ventajas.

Primero. Como he dicho, reduce el plazo de lanzamiento de semanas —o incluso meses— a días.

Segundo. Confirma que realmente es posible crear un molde de la pieza.

Tercero. Aunque los moldes de producción incorporan características que no permite el moldeo rápido por inyección, como conductos de refrigeración interna o ventilación sofisticada, esto puede ser más bien una ventaja. 

Me explico. Al adaptar una pieza a las exigencias del moldeo rápido por inyección, igualando los espesores de las paredes y manteniendo el ángulo de desmoldeo, se puede simplificar y acelerar la fabricación de los moldes de producción. 



Dicho de otro modo, el moldeo rápido por inyección no se limita a prototipar las piezas. También prototipa el método de producción utilizado. Permite determinar con antelación los posibles problemas y solucionarlos.

¡No está mal! ¿Por qué no aprovecharlo? Es una buena ventaja competitiva.

Y otra cosa: Puedes probar un nuevo producto con miles de clientes en el mercado antes de invertir en moldes de producción de acero de elevado coste.

Estamos hablando de lanzar al mercado más de 10 000 piezas o productos en cuestión de días.

¿Hay que realizar ajustes? Ningún problema, el proveedor puede rediseñar los moldes de aluminio en poco tiempo.

Tu producto no solo se lanzará a los pocos días, en lugar de semanas o meses, sino que cuando estés totalmente listo para pasar a los moldes de producción, el producto ya se habrá hecho un lugar en el mercado.

El cliente espera que salgan nuevos productos rápidamente. Las empresas que son demasiado lentas se quedan atrás. Cuando desarrolles tu próximo producto, recuerda que los moldes piloto te pueden ayudar a reducir los plazos lanzamiento.

Esto ha sido todo por hoy. Espero que el vídeo te haya parecido útil.

 

With special thanks to Natalie Constable.

 

Otros vídeos >

Suscríbase a Insight

Suscríbase ya y no se pierda ningún vídeo de la serie Insight de Protolabs.
Suscríbase a Insight

Contenido relacionado