Grupo Hansgrohe

Protolabs fabrica prototipos cromados para el grupo Hansgrohe

¡Abra el grifo y disfrute de una cascada de agua fresca! Una gran experiencia se esconde tras este placer aparentemente tan simple.



hansgrohe
Grupo hansgrohe

Protolabs fabrica prototipos cromados para el grupo Hansgrohe

 

¡Abra el grifo y disfrute de una cascada de agua fresca! Una gran experiencia se esconde tras este placer aparentemente tan simple. Consiga el chorro de agua perfecto: ni demasiado fuerte ni demasiado débil, ni escaso ni derrochador, en cualquier momento del día, año tras año, de agua muy fría a muy caliente y despertando siempre su admiración: así es como Hansgrohe diseña sus grifos. La empresa se esfuerza al máximo en la creación del prototipo de cada nuevo diseño para conquistar a los consumidores con su gama de modelos. Para recibir prototipos cromados de un modo flexible, rápido y escalonado, Hansgrohe recurrió a Protolabs.

 

La empresa, creada en 1901 por Hans Grohe, siempre se ha esforzado por ser audaz e innovadora. En sus inicios, se concentró por completo en la fontanería doméstica, un sector en alza a principios del s. XX. El primer éxito de Hansgrohe fue la introducción de alcachofas de ducha metálicas. Años después, cuando Grohe tenía 82 años, se le reconoció la invención de la barra ascendente, que permite ajustar la alcachofa de la ducha a la altura deseada. Y no es la única aportación de Hansgrohe al mundo de la ducha: entre otras, destaca la primera ducha manual del mundo con chorro ajustable («Selecta»), de la que se vendieron más de 30 millones de unidades. La marca Axor, nacida en 1992, aporta al universo Hansgrohe colecciones de autor y conceptos poco habituales de espacio y cuartos de baño.

 

"Así pues, para ir un paso por delante de la competencia, creamos una rápida sucesión de nuevos productos que se venden antes de que empiece el ciclo de imitación."

Hansgrohe – Marca líder mundial

Las oficinas centrales de Hansgrohe, actualmente uno de los principales fabricantes mundiales de grifería y duchas, están situadas en el suroeste de Alemania, en la tranquila zona de la Selva Negra. Aquí es donde la empresa acoge a 2 250, de los 3 800 empleados con los que cuenta a escala mundial, y donde, además, ha instalado los departamentos de diseño, investigación y desarrollo, y de creación de prototipos.

30 000 prototipos al año

Jochen Armbruster es el responsable de las áreas de I+D y de creación de prototipos de Hansgrohe. El departamento de creación de prototipos de la empresa cuenta en sus instalaciones con una serie de máquinas CNC, varios procesos de creación rápida de prototipos, e impresoras 3D. Jochen comenta: «Fabricamos unos 30 000 prototipos al año, tanto carcasas y agarradores básicos como componentes internos y válvulas. Como nos centramos en la fontanería, el 95% de nuestras muestras presentan el típico aspecto cromado o de acero inoxidable. El resto son especialidades, como el cromado blanco y otros colores».

Diseño de máxima calidad

Esta gran cantidad de prototipos tiene su explicación en el interés de la empresa por el diseño. Jochen Armbruster lo describe así: «Representamos un exigente estándar de forma y función, que se refleja a todos los niveles, hasta los puestos de dirección. Mientras que en otras empresas solo unos cuantos ingenieros de diseño crean un producto que pasa directamente a la venta, aquí todos los comités de gestión participan en la toma de decisiones haciendo su aportación a los nuevos diseños desde el primer momento. Además, como nuestro mercado siempre está ávido de novedades, suelen presentarse los productos en una feria de muestras internacional. Cuando los nuevos diseños llegan al mercado suele producirse un torbellino inicial de entusiasmo, seguido rápidamente por la imitación del diseño por parte de la competencia, deseosa de mantenerse al día de las nuevas tendencias del mercado. Así pues, para ir un paso por delante de la competencia, creamos una rápida sucesión de nuevos productos que se venden antes de que empiece el ciclo de imitación. Para los clientes de Hansgrohe, nuestro elemento diferenciador es la calidad de nuestros productos, impulsada por un deseo de perfección inherente a la marca».

 

Perfeccionar el «look» cromado

Crear con nuestros equipos internos el típico efecto cromado de nuestros prototipos es un proceso duradero. Según Armbruster: «En primer lugar, hay que procesar el bloque de latón en las máquinas CNC; a continuación, se procede al rectificado y pulido manuales; finalmente, se envían las piezas brutas al taller de galvanoplastia antes de devolverlas a la sección de creación de prototipos para el montaje. Solo cuando los prototipos están listos, se puede decidir qué diseño seguirá adelante. En el pasado, trabajábamos con imitaciones de cromado para acelerar este proceso, es decir, utilizábamos pintura. Sin embargo, este sistema no podía reproducir el tipo de superficie creada por el proceso de galvanoplastia (los bordes afilados, en concreto, eran sencillamente imposibles). Entonces acudimos a Protolabs. En Protolabs se utilizan procesos de fabricación con aditivos (impresión 3D) para crear rápidamente la estructura básica, que luego se reviste con una superficie cromada similar a la producida durante nuestro proceso de galvanoplastia».

"En nuestro proceso convencional de creación de prototipos, realizamos un trabajo intensivo para las superficies cromadas que consta de al menos 15 pasos. Con Protolabs solo tenemos que hacer el pedido de las piezas y las tenemos listas en pocos días."

Protolabs acelera el proceso

El descubrimiento de Protolabs supuso para Armbruster encontrar la solución óptima para agilizar el plazo de comercialización de sus productos gracias a la creación rápida de prototipos, sin olvidar la necesidad de un acabado de superficie de alta calidad. Por ejemplo, la presentación de un nuevo producto en una feria de muestras importante exige una gran preparación previa de, al menos, seis meses antes de su lanzamiento: se necesita la fotografía del producto (antes incluso de que se hayan terminado los productos en serie), con el fin de elaborar folletos promocionales, catálogos y otras promociones publicitarias y comerciales. «Para las sesiones fotográficas promocionales necesitamos productos de una calidad comparable a la de la fabricación en serie, productos con superficies perfectas. Podemos lograrlo con la impresión 3D. Es más, se pueden utilizar los métodos aditivos para incluir geometrías internas imposibles de fresar, ya que los productos en serie no se fresan realmente, sino que se funden».

 

Es posible un mayor procesamiento

La similitud entre las piezas de efecto cromado de Protolabs y el producto final ofrece al cliente la posibilidad de elegir. La gama Axor permite a los clientes elegir diferentes acabados metálicos para sus grifos. Para evaluar estos acabados previamente, los prototipos cromados de Protolabs se metalizan en el sistema de alto vacío de Hansgrohe. Reaccionan con el revestimiento PVD del mismo modo que las piezas reales y permiten decidir cuál es el color que se desea.

 

Cifras de rapidez impresionantes

Con Protolabs, el plazo desde el momento en que se pide una pieza con un acabado de superficie estético hasta su entrega es inferior a diez días. Jochen Armbruster profundiza en la velocidad de entrega ofrecida por Protolabs: «En I+D la rapidez es fundamental. Nos impulsa el diseño y figuramos entre las diez primeras empresas de la iF World Design Guide, por delante de empresas como Apple, Daimler o BSH. Nuestro proceso de diseño incluye la producción de un gran número de muestras reales, seleccionadas para su producción en función de su aspecto y tacto. En el caso de un grifo mezclador, por ejemplo, es importante ver el impacto tridimensional de las modificaciones de ciertas posiciones y radios. Las imágenes 3D o las representaciones virtuales para gafas 3D no son lo suficientemente buenas para este fin. No existe sustituto posible de las muestras reales para los usuarios que prueban los productos en contextos reales».

 

Una mayor cooperación

A Jochen Armbruster le encanta colaborar con Protolabs: «Nuestro equipo de cuentas de Protolabs comprende a la perfección nuestras necesidades a la hora de crear prototipos. Aun así, le indicamos nuestras prioridades y señalamos los detalles que hay que reproducir con la mayor precisión posible. En nuestro proceso convencional de creación de prototipos, que comprende un volumen de producción que requiere mucho esfuerzo y trabajo, realizamos un trabajo intensivo para las superficies cromadas que consta de al menos 15 pasos. Con Protolabs solo tenemos que hacer el pedido de las piezas y las tenemos listas en pocos días. El proceso de Protolabs es rápido y eficaz y está respaldado por una relación laboral efectiva que deseamos seguir cultivando en el futuro».